ASGOJU propone crear “Frente de Resistencia ciudadana”

El desfavorable y peligroso escenario legislativo representa el desafío de reactivar la movilización popular para defender con lucha social los logros alcanzados y contener la arremetida neoliberal de la derecha oligárquica.

asgoju

La Alianza por la Gobernabilidad y la Justicia (ASGOJU) propone crear “un Frente Nacional de Resistencia Ciudadana para defender los avances (programas sociales, reforma de salud, mecanismos de transparencia.), rechazar las políticas neoliberales y evitar el regreso de ARENA al Ejecutivo”.

Según ASGOJU, el peligroso escenario que representa la mayoría de derecha en la Asamblea Legislativa plantea la urgencia de “reactivar la resistencia popular para defender los logros alcanzados y contener la arremetida neoliberal”.

Por eso “todas las organizaciones revolucionarias, movimientos progresistas y sectores democráticos debemos cerrar filas en un frente común de resistencia ciudadana”, plantea ASGOJU, en un pronunciamiento publicado este día.

ASGOJU advierte que “ARENA podría revertir la ley contra la minería, aprobar una ley de agua privatizadora, subir el IVA y anular programas sociales. También podría elegir magistrados de Sala Constitucional, Fiscal General, Procurador General, magistrados de Corte de Cuentas y Procurador de Derechos Humanos afines a intereses oligárquicos.

ASGOJU también exige que la izquierda gobernante corrija los errores que provocaron su derrota electoral. “Gobierno y FMLN “deben hacer una profunda reflexión autocrítica y las rectificaciones necesarias”, exhorta.

Según ASGOJU, “la dirigencia del FMLN no escucha a sus bases, impone decisiones y perdió la mística revolucionaria”. “Esto está a la base del descontento que motivó el “voto de castigo”, que se vio reforzado por campañas de la derecha y llamados a anular el voto”, afirma.

Para ASGOJU, “el descontento también se debe a la falta de conducción política del gobierno, al débil liderazgo presidencial, la fallida estrategia de “gobernabilidad”, medidas económicas neoliberales, deficiente política comunicacional y falta de cambios en el gabinete”.

ASGOJU advierte que “si partido y gobierno no hacen mea culpa y no rectifican, el riesgo del retorno de la derecha al Ejecutivo en las elecciones del 2019 es aún mayor”.

En tal sentido, advierte que “un nuevo gobierno de ARENA impondría un draconiano ajuste fiscal, revertiría programas sociales, anularía el acceso a información y rendición de cuentas, impulsaría una estrategia de represión y persecución política, cogobernaría con grupos criminales, y reinstauraría su estilo de gobierno corporativo, autoritario, patrimonialista y corrupto”.

A continuación, transcribimos íntegramente el pronunciamiento público de ASGOJU:

PRONUNCIAMIENTO PÚBLICO

Conocidos los resultados de las elecciones legislativas y municipales del pasado 4 de marzo, la Alianza Social por la Gobernabilidad y la Justicia (ASGOJU) expresa las siguientes valoraciones:

  1. Los resultados favorecen al partido ARENA, la agenda neoliberal y los intereses oligárquicos

A pesar de obtener menos votos que en elecciones anteriores, ARENA se vio favorecida por el abstencionismo y el llamado “voto de castigo” contra el FMLN, partido que ha sufrido un fuerte deterioro de su base electoral. El partido oligárquico tendrá el control de la gran mayoría de alcaldías del país y en la Asamblea Legislativa podría tener control total, pues queda muy cerca de la mayoría simple y -junto con los demás partidos de derecha- podría tener la mayoría calificada.

Esto representa graves peligros para el país, pues ARENA podría revertir la ley prohibitiva de la minería metálica, aprobar una ley de agua con enfoque privatizador, incrementar el IVA y anular la ley de los programas sociales; y con la mayoría calificada podría elegir magistrados de la Sala Constitucional, Fiscal General, Procurador General, magistrados de Corte de Cuentas y Procurador de Derechos Humanos afines a los intereses oligárquicos.

Así la derecha oligárquica reforzaría su control de la Asamblea Legislativa, el Poder Judicial, la Contraloría y el Ministerio Público. El país caminaría hacia un régimen antidemocrático, autoritario y de control total del aparato estatal, como el de Juan Orlando Hernández en Honduras; y transitaría hacia un modelo neoliberal extremo, como el de Mauricio Macri en Argentina y Michel Temer en Brasil.

  1. El FMLN y el gobierno deben asumir su responsabilidad y corregir los errores que propiciaron la derrota electoral

La izquierda gobernante debe hacer una profunda reflexión autocrítica y las rectificaciones necesarias. La dirigencia del FMLN no ha escuchado a sus bases, impuso decisiones y ha perdido la mística revolucionaria. Esto está a la base del descontento que motivó el “voto de castigo”, que se vio incrementado por las campañas de la derecha y absurdos llamados a anular el voto.

EL descontento también se debe a la falta de conducción política del gobierno, al débil liderazgo presidencial, la fallida estrategia de “gobernabilidad”, medidas económicas neoliberales, deficiente política comunicacional y falta de cambios en el gabinete. Estas fallas fueron señaladas reiteradamente durante más de dos años por organizaciones populares aliadas a las que nunca quisieron escuchar.

Si partido y gobierno no hacen mea culpa y no rectifican, el riesgo del retorno de la derecha al Ejecutivo en las elecciones del 2019 es aún mayor. Un nuevo gobierno de ARENA impondría un draconiano ajuste fiscal, revertiría los programas de protección social, anularía el acceso a la información y rendición de cuentas, impulsaría una estrategia de represión y persecución política, cogobernaría con grupos criminales, y reinstauraría su estilo de gobierno corporativo, autoritario, patrimonialista y corrupto. El país sufriría retrocesos terribles.

  1. Es urgente reactivar la resistencia popular para defender los logros alcanzados y contener la arremetida neoliberal.

El desfavorable y peligroso escenario legislativo representa el desafío de reactivar la movilización popular para defender con lucha social los logros alcanzados y contener la arremetida neoliberal de la derecha oligárquica. Todas las organizaciones revolucionarias, movimientos progresistas y sectores democráticos debemos cerrar filas en un frente común de resistencia ciudadana.

Para evitar graves retrocesos en el país, el pueblo debe apelar a su experiencia histórica de lucha social y a luchas populares más recientes como la que evitó la privatización de la salud. Para esto es necesario que toda la población honrada, decente y trabajadora se incorpore a la resistencia ciudadana contra las políticas de ARENA que sólo benefician a las élites oligárquicas que lo financian.

Para atender este desafío urgente ASGOJU propone crear un “Frente Nacional de Resistencia Ciudadana” para defender los avances (programas sociales, reforma de salud, mecanismos de transparencia, etc.), rechazar las políticas de ARENA y evitar el regreso de la derecha oligárquica al Ejecutivo. Para esto convocamos a todas las organizaciones revolucionarias, movimientos progresistas y sectores democráticos a unirnos, organizarnos y movilizarnos.

Dejar un Comentario