La energía sustentable como motor de nuevas formas de turismo

Las consecuencias de la contaminación y agotamiento de recursos naturales se hacen sentir de forma palpable en situaciones tales como el calentamiento climático, las temporadas de sequía, el cambio en el flujo de ríos, la extinción de especies, etcétera.

Ecoturismo

En la actualidad hay escasos ámbitos de la vida social en que el uso de la energía no sea uno de los primeros elementos a considerar. Al momento de realizar cualquier emprendimiento empresarial, la construcción de bienes inmuebles, incluso al intentar crear una organización sin fines de lucro… el peso que tiene la forma en que gestionemos el uso de la energía puede tener un gran impacto en cómo funcione ese emprendimiento.

Ello no es menos cierto en el ámbito turístico. Al ser el turismo uno de los motores económicos en la actualidad, en que ciudades, regiones y países enteros se benefician de la derrama económica que representa, es sin duda un sector en el que la sustentabilidad de la energía utilizada adquiere una importancia más que significativa.

¿Porqué? Hay diversas razones. La primera de ellas sería sin duda inscribir cualquier emprendimiento turístico en una planificación más extensa de desarrollo sustentable a escala local, regional y nacional. El impacto que el consumo cotidiano de energía tiene debido a todas las acciones realizadas por las sociedades humanas resulta innegable. Las consecuencias de la contaminación y agotamiento de recursos naturales se hacen sentir de forma palpable en situaciones tales como el calentamiento climático, las temporadas de sequía, el cambio en el flujo de ríos, la extinción de especies, etcétera.

El turismo no puede quedarse como un sector de brazos cruzados. La energía sustentable y los parámetros básicos de eficiencia energética son un eje que no se puede perder de vista en cualquier emprendimiento existente o novedoso en esta creciente área de desarrollo económico.

Las nuevas formas de turismo, que pasan del lado de la idea del siglo XX que existía del sector, nacen y se desarrollan nutriéndose de esta idea de desarrollo sustentable. Ideas como el turismo rural o la gestión de apartamentos turísticos en edificios sencillos o pre-existentes en lugar de grandes desarrollos hoteleros, parten de dos pilares fundamentales: el primero de ellos es el respeto al entorno natural local, y el segundo de ellos es la integración respetuosa con la cultura y las costumbres de cada lugar.

Estos dos grandes ejes de acción se ejecutan de mejor manera cuando los emprendedores y empleados del sector viven con amor su propia región o ciudad. El conocimiento, el cariño que las personas que trabajen en el turismo sientan por el lugar en el que viven acompaña al respeto por el medio natural y social.

En cuanto al respeto al medio natural, éste se acompaña de forma natural con iniciativas enfocadas al uso eficiente de la energía y a la sustentabilidad en su consumo. Ya sea con trabajos de construcción-remodelación que se enfoquen en el aislamiento térmico y el mejor uso de la energía natural, la modificación de los mecanismos de calefacción y producción de agua caliente sanitaria, o bien la instalación de medios renovables de aprovisionamiento energético, todo ello forma parte de una visión nueva del turismo que se corresponde sin duda con las necesidades y deseos de la sociedad contemporánea.

Fuente: Sustentador

Dejar un Comentario